Menú Cerrar

Lectura rápida y comprensiva

La lectura rápida y comprensiva, son conceptos que reflejan lo fundamental que es contar con un hábito de lectura regular. Mientras que el contar con buena comprensión lectora debería ser aprendido durante los primeros años de estudio en la vida de una persona, el generar una lectura rápida debe ser el complemento a seguir.

Sin embargo, existen malos hábitos de lectura. Debemos considerar que los malos hábitos de manera inconsciente hacen que nuestra lectura sea lenta y no se genere una comprensión. Si este fuese nuestro caso, se necesita trabajar en este problema.

Lectura rápida y comprensiva

Descargar ficha: Lectura rápida y comprensiva

Si nos encontramos con dificultades para generar una lectura rápida y comprensiva, se deberá seguir la siguiente guía para resolver los obstáculos que se presentan en nuestra vida escolar.

El primer paso es el contar con el deseo de aprender. Es importante contar con la motivación para leer. Debemos considerar que cuando nos forzamos a leer sin tener un compromiso, nuestra mente no toma en cuenta lo que se es leído, por lo que no se genera una buena comprensión lectora.

El segundo paso a seguir, es contar con una técnica de lectura rápida. Una de las técnicas más efectivas para generar una lectura veloz, es el solo mover nuestra mirada cuando leemos. Por lo general, las personas que leen a velocidad lenta, se debe a que estos trasladan su cabeza a los largo del texto, lo que genera que se pierda la relación sobre en qué sector del texto se está leyendo. Es importante que no se mantenga nuestra mirada sobre una sola palabra, nuestra visión debe trasladarse por toda la oración.

Descargar ficha: Mejorar comprensión

A pesar de que esta es una técnica eficaz para generar una lectura veloz, al principio, es posible que no se logre comprender todo el texto que se lea, esto se debe a la falta de practica en nuestra comprensión lectora veloz. De igual manera, este proceso debe practicarse sin importar lo limitado que podría ser la comprensión, esto debido a que una vez que se domine este desplazamiento de nuestra mirada sobre un texto, se lograra notar que se ha aprendido también a comprender de mejor manera lo que observamos y leemos.

Finalmente, solo se deberá practicar esta técnica de lectura rápida y comprensiva. Hay muchas personas que piensan que el realizar una técnica de lectura de vez en cuando es suficiente para solucionar los eventuales problemas, sin embargo, esto no es suficiente. El caso es que para generar una lectura rápida y comprensiva, tal como sucede con los deportistas, se debe practicar. La lectura rápida y comprensiva necesita ser aplicada para perfeccionar el método de nuestra lectura.

Descargar ficha: Mejorar lectura y comprensión

Una de las grandes claves para practicar nuestra lectura rápida y comprensiva, es el encontrar textos sobre temas que nos apasionen. Es cierto que no todas las lecturas suelen ser divertidas para nuestros conceptos, sobre todo en la etapa escolar. Sin embargo, para nuestro entrenamiento personal, es importante encontrar temas que nos apasionen, de esta manera, lograremos mejorar nuestra concentración.